Llorar y consolar

Llorar amistad depresion consolar lagrimas compasion duelo muerte ayuda miedo ansiedad estres psicologia autoayuda inteligencia emocional habilidades emocionales

La mayor parte de las veces, cuando hemos visto a alguien llorar, en algún momento de nuestras vida hemos sentido empatía por esa persona más aún si su relación con nosotros es estrecha (ya sea familiar o de amistad).

Supongo que el lloro, una de las ventajas evolutivas que tiene (aparte de expulsar la tensión interna y segregar sustancias para devolver al cuerpo a su equilibrio) es mover al grupo que te rodea a cuidarte y tenerte en especial estima, es una alarma que hace que los demás sientan que estás en un estado más delicado (que no débil), que te apoyen y acompañen en ese momento difícil, que aumente la empatía hacia ti.

Pero cuando sentimos esa empatía ante el llorar de otra persona, también nos hemos puesto (y yo me incluyo) nerviosos. ¿Qué hacer? ¿Cómo calmar a esa persona? ”Tengo que hacer que pare de llorar” es el primer pensamiento casi inconsciente y que salta como resorte en nuestra mente. Supongo que es un impulso también natural.

No se si os habéis dado cuenta de la curiosa contradicción. En ese momento, tratamos muchos de nosotros por todos los medios de que la otra persona deje de llorar… ¿por qué? Pienso que porque nos pone muy nerviosos el no saber que hacer… el pensar que no podemos o no sabemos ayudar… así que aunque nos parezca que tratamos de parar ese llanto por beneficiar a la otra persona, muchas veces lo estamos haciendo justamente por APLACAR NUESTRA VOZ INTERIOR que nos impele a “hacer algo” para que las lágrimas dejen de brotar en esa otra persona, para eliminar su estado de tristeza que nos incomoda. O sea que aunque pensamos que lo hacemos por la otra persona, lo estamos haciendo quizás para CONSOLARNOS A NOSOTROS MISMOS y que pare nuestro nerviosismo ante esa situación que estamos viviendo.

Hace unos años vi en la televisión un reportaje sobre médicos sin fronteras (creo que era de ellos) acerca de su labor en un país de América latina del que no recuerdo el nombre. Esos médicos contaba que entre algunas madres solteras, jóvenes y/o pertenecientes a familias desestructuradas… se solía dar el trágico caso de que al cuidar de sus bebés, muchos de estos morían prematuramente porque sus madres, inexpertas e iletradas en muchos casos… solían tapar la boca de sus hijos mientras estos vomitaban… ellas, al verlos vomitar, temían que se les estuviera saliendo por la boca algún fluido o parte vital de su cuerpo… sin saber que eso era justo lo que el bebé necesitaba para librarse de lo nocivo y dañoso. Así que el miedo de la madre y las ganas de ayudar a su querido bebé era precisamente lo que estaba matando a estos. En esos casos, la labor de los médicos era en la de educar a las madres embarazadas o con recién nacidos y comentarles que lo que simplemente tenían que hacer, en esa situación, era colocar a sus hijos de forma que pudieran vomitar si lo necesitasen, para que quedaran relajados y posteriormente revisar que era lo que comieron que les había sentado mal para poder encontrar las causas del vómito.

Algo así podría extrapolarse, aunque aparentemente de manera mucho menos trágica, al tema de la tristeza y el llorar. No pienso que a nadie se le ayude en esos momentos diciéndole frases tópicas como:

  • “Vamos, no pasa nada, no es para tanto” (claro que pasa… para mi si pasa sino no estaría llorando. Diciendo eso solo estas haciendo que me ponga peor porque siento que no se me comprende, que no debiera estar triste, llorar o que las razones de mi lloro son banales).
  • “Has de ser fuerte” (o sea, que si lloro es porque soy una nenaza, un malcriado, un debilucho/a… pues si que me estas reconfortando…).
  • “Los hombres no lloran” (¿desde cuando?)

No pienso que haya que culpar a nadie por esas frases, supongo que son lo primero que te viene a la mente cuando eres inexperto y te sientes confuso ante el estado de shock que es para ti encontrar a alguien llorando. Aunque si realmente deseas ayudar, LO IMPORTANTE ES ACOMPAÑAR, simplemente ESTAR en silencio y calma junto a la otra persona, escucharla (claro está si ella lo desea ya que no es beneficioso forzar situaciones) y ayudarla a ver a través de nuestra reacción que estar triste y llorar es una emoción más, totalmente aceptable y necesaria, que a todos nos ocurre en algún momento de nuestras vidas, que no hemos de repudiarla o avergonzarnos de ella y que está bien que podamos echar de vez en cuando todo eso que nos acongoja por dentro hacia fuera pero a la vez pensar en las razones o causas que nos llevaron a ese estado.

Supongo que el acompañar no quita el poder animar a la persona a contactar con algún profesional que pueda ayudarla más eficazmente si esos episodios se repiten con demasiada frecuencia o duran más de la cuenta.

Actualmente entiendo el llorar o el estar triste como una oportunidad de autoconocimiento, todo tiene su parte positiva y la del llorar (además de otras razones fisiológicas beneficiosas que puede acarrear) tiene la de poder prestar atención más fácilmente a nuestro interior en esos momentos y conocernos mejor ya que están nuestros sentimientos y emociones más a flor de piel y no situados tan profundamente como de costumbre.

….y como casi siempre pasa, este dejar llorar y consolar también puede ser aplicado a la manera en que nos vemos a nosotros mismos cuando estamos tristes o llorando y a como tratamos de consolarnos, si nos permitimos o no estar en ese estado y a las frases inconscientes que nuestro Ego o nuestra mente nos suelta en esos momentos, la mayor parte nada beneficiosas y bastante crueles para nuestra persona.

HABILIDAD EMOCIONAL.

LineaRecorte

  • “De mi perro aprendí que cuando alguien ha teniendo un mal día, no hace falta más que guardar silencio, sentarse cerca y acompañarlo.” ANÓNIMO.
  • Solo sanamos de un dolor cuando lo padecemos plenamente.” WILL ROGERS.
  • “Tratamos a los demás como nos tratamos a nosotros mismos.” ANÓNIMO.
  • “Las penas son nuestros educadores, un hombre puede ver más a través de una lágrima que de un telescopio.” BRUCE LEE.
  • “No te quejes por sufrir, que así aprendes a socorrer.” LAO TSÉ.
  • “Las personas que jamás preguntan son las que con más habilidad consuelan.” ALEJANDRO DUMAS.
  • “Los sabios hablan porque tienen algo que decir. Los tontos hablan porque tienen que decir algo.” PLATÓN.
  • “Busca a los que más han sufrido y han vivido desgracias, aunque no en exceso, son los mejores consejeros.” SWAMI NADHÍN.
  • “Un amigo debe ser maestro en el arte de adivinar y de callar.” FRIEDRICH NIETZCHE.
  • “Pero, ¿es grave sufrir? Llego a dudar de ello.” SIDOINE-GRABIELLE COLETTE.
  • “El alma descansa cuando echa sus lágrimas; y el dolor se satisface con su llanto.” OVIDIO.
  • “Nunca pidas disculpas por mostrar tus sentimientos, al hacerlo te disculpas por la verdad.” BENJAMIN DISRAELI.
  • “Si no estamos en paz con nosotros mismos, no podemos guiar a otros en la búsqueda de su propia paz.” CONFUCIO.
  • “Si accediéramos a la biografía de nuestros enemigos y comprendiéramos la tristeza y el sufrimiento que padecen, nuestra hostilidad se desvanecería.” HENRY W. LONGFELLOW.
  • “La experiencia no consiste en el número de cosas que se han visto, sino en el número de cosas que se han reflexionado.” JOSE MARÍA de PEREDA.
  • “Aprende a contactar con tu silencio interior y entérate de que todo el mundo tiene un motivo. No hay errores ni coincidencias. Todos los acontecimientos son bendiciones para que aprendamos.” ELISABETH KÜBLER-ROSS.
  • “Lo que el corazón sabe hoy, el cerebro lo entenderá mañana.” JAMES STEPHENS.
  • “Siempre, sin excepciones, lo que nos disgusta ver “afuera” tiene su equivalente en nuestro mundo interno, donde no podemos verlo fácilmente. Y si odiamos eso que vemos afuera, también odiamos a esa parte nuestra a la que tanto se parece.” AXEL PISKULIC.
  • “Los males imaginarios no existen. Todos los males son reales desde el momento en que se experimentan; soñar el dolor es un dolor verdadero.” ANATOLE FRANCE.
  • “¿Cómo ocuparse de los demás si uno no se ocupa de sí mismo? ¿Cómo hacer el bien si ni siquiera te sientes bien? No puedo amar si no sé amarme a mí mismo.” ROBIN S. SHARMA.
  • “La desgracia educa la inteligencia.” VICTOR HUGO.
Anuncios

32 comentarios el “Llorar y consolar

  1. Hola despues de leer esto si es verdad que aveces solo necesitamos un abrazo obun pocito de cariño pero llorar es bueno lo malo que es si en la vida las veces te enseñan no llorar delante de la gente y es dificil de aquantar y esconderse para llorar mas cuando te quedas sola en la vida…….

  2. Pingback: Yo sé lo que tu necesitas | Maestroviejo's Blog

  3. Pingback: mi, me, conmigo | infinitoalcubo

  4. Pingback: Yo sé lo que tú necesitas | EL NOSTRE RACONET- Espai de Creixement Personal

  5. Pingback: Ser más Yo | Inteligencia emocional y otras habilidades

  6. Pingback: Injusticia, fracaso, críticas y juicios | Inteligencia emocional y otras habilidades

  7. Pingback: Escuchar con los 5 sentidos | Inteligencia emocional y otras habilidades

  8. Pingback: Yo sé lo que tú necesitas | Inteligencia emocional y otras habilidades

  9. Hoy empieza mi vida llena de iluciones nuevas ganas y no cambiar mi yo por amar a la que le guste bien y a la que no la que pase la siguiente este palazo me ha cambiado a mejor si alguien esta pasammmdo por algo similar ahusnta que todo pasa y es patamekpr seguro ánimos amigos

  10. La verdad que en mi me he sentido tan triste que un mes para acá pero hoy ha sido lo peor que la persona que mas has querido en tu vida te denuncie por unas malas palabras mías con razones de sobras pero no debi decirlas por la persona que menos esperas mi ex pareja después de haber hecho de ellos pasar de la influencia a ser personas casa comida techo y muchísimo mas y lo mas de todo que di y lo mas valor que tiene el amor a mi pareja pero ya lo perdí todo por papeles venden hasta su madre mucha pena y mucho dolor verla en los juzgados fue lo mismo que ver una mesa gorda igual y mira que la quise era mi todo hoy dolo siento mucha pena pero la culpa y el error fue mío y lo pago y punto ahora eso con una mamita para no generalizar mas nunca como lo nuestro no hay nada y se que todas las cubanas no son iguales ok en el mundo tiene que haber de todo a mi me toco lo mas rastrero y por humanidad me paso masmunca a la primera a la puta calle pero es dificilicimo encontrar una persona así tan mala pero me toco el alma pero felicizimo porque ya tengo algo muchisisimo mejor en todo y de pena que me da ni rencor le guardo al contrario le doy las gracias por dejarme tan bien y por tener a quien tengo gracias a que se largo que felicidad pagare u me quedare. En la gloria y todo lo que perdi que se lo gasten en medicina y loque fi fue por puro amor no me arrepiento de nada gracias a esa persona y no te pongas. Elmosmo broceador kajaja adips yhracias. A todos he llorado lo que norsta escrito y soy hombre hombre pero tengo cprazonjamas he tratado los abusos y yo que podía jamas lo hice ni lo hare chauuiuuussdsssssss

  11. me gusto mucho su articulo in valioso aporte. hace poco me dijo la neurologo que mi bebe de 8 meses tenia un daño neurológico, y yo llore por eso. ahora bien mi esposo con quien mantengo un conflicto por diferencias de religión ( el antes era católico como yo, ahora es evangélico) me reprocho que estuviera llorando, porque según el quien cree en dios no debe llorar ya que eso demuestra que su fe no es buena.

    • Pobre marido tuyo… me recuerda a ciertas creencias de la Edad media en la que se decía que la risa era cosa del diablo… ya ves tu…

      Llorar es humano y muy saludable… si el no se lo permite, allá el 🙂 pero que a ti te deje en paz llorosa. 🙂

      ¿No lloró Jesús en la cruz? … o estoy equivocado? y algunas veces más… y es muy lógico, es humano.

  12. llorar te permite aflorar tus emociones (tanto negativas como positivas) Cuando se está muy angustiada o estresada que mejor momento para llorar y liberar las cargas emocionales… Cuando esto así, lloro.. digo a mi misma.. hora de descargar las emociones de rabia, frustración o pesar.. quedo tan liviana que vuelvo a mi estado original… paz…. tranquilidad…

    Cuando me toca consolar a otros… ya se como hacerlo… se como estar en su lugar.. porque ya permití estar conmigo misma en el llanto.. se como se siente el dolor… sea psicológico o sea físico… ser empático es una habilidad de la Inteligencia Emociona… como también Saber Escuchar… entonces, Consolar y ser consolador es un proceso empático, altruista y amoroso de dar y recibir…

  13. Mi novio llora casi todo el tiempo no quiere estar al lado mío pero me dice que sin mi se muere el tiene miedo al pensar que sus padres morirán que quedara solo. Y algún día el no despertarse. Le teme a la muerte. Me contó que por madrugada se levanta llorando y sale a caminar y tiene mucho miedo porque esta triste…no se que hacer

    • Sin duda es un caso de mieditis 🙂 pero no es muy grave, si él se da cuenta a tiempo. Sin duda todos tenemos este tipo de miedos, es la intensidad de ellos lo que paraliza (a mi entender) a tu novio, yo mismo me he dado cuenta de miedos inconscientes que tenía… les daba muchísima importancia, y por eso me inmovilizaban y paralizaban a la hora de disfrutar y ser feliz.

      Por suerte voy observando esos miedos y sabiendo que al final, es un miedo a vivir… y el problema de temer vivir es que luego temes tambien morir, puesto que sientes que no has aprovechado tu vida (como realmente ocurre si te dejas dominar por los miedos).

      A mí, personalmente, me ayuda personalizar los miedos como si fueran un niño (mi YO de cuando era niño) al que cuido, …lo siento a mi lado (fuera de mí, para que no me paralice) cuando estoy sintiendo ese miedo y le pregunto:

      ¿Qué temes?
      ¿Qué es lo peor que podría ocurrirnos según tú?
      ¿No piensas que, aun en el caso improbable de que pasara eso que temes, no tendría yo que ya soy adulto la capacidad de reacción y gestión de esa dificultad?
      ¿No ves que el miedo nos inmoviliza a ti y a mi para disfrutar de la vida?

      El miedo es al fin y al cabo el miedo un niño asustado, que no se da cuenta de sus capacidades actuales.

      Tener miedo no evita las dificultades, al igual que preocuparse no elimina “mágicamente” los contratiemops,… mas bien nos dificulta su resolución si esos se producen, porque sentimos que no seremos capaces de afrontarlos…

      Al final, creo yo, que son inseguridades, miedo a fallar, miedo al dolor producido por el amor, miedo a pensar que por sí solo no podría sobrevivir en la vida,… etc.

      Y créeme que sé de lo que hablo, porque hasta hace bien poco yo he sufrido esa parálisis debida a los miedos…

      Un saludo Paulina y gracias por tu visita 🙂

      • ¿sabes? mi novio tiene ese mismo miedo a morir no entendia por qué, no lo entiendo, le dan ataques de anciedad de pronto… hoy te leo y parece tener logica… “miedo a vivir”, miedo a pensar si lo hicimos bien o lo hicimos mal y no querer seguri avanzando y quedarnos en un estado paralizado donde la vida se nos va y al final no vivimos wow, al menos ya comprendo un poco.. gracias por tu explicacion

        • Un placer Adhemi, cuando comprendemos, ya no juzgamos. Ciertamente parece miedo a vivir, miedo a pensar que no has hecho realmente todo lo que quisiste con tu vida y que es terrible si se te acaba…

          …porque si has cumplido en tu vida o has luchado con valor al menos por todas esas ilusiones que tuviste… ¿Por qué habríamos de temer la muerte?

  14. Porque no hay respuesta a mi opinion de que las lagrimas sirven para chantajear y manipular en
    La mayoria de los casos y
    que tanto problema de depresiones, tiene que ver con que se recomiende tanto el llorar,
    Mejor a cerrar la llave del llanto . Hay que aprender a afrontar la vida recuerda la frase que dice
    ya ni llorar es bueno

    • Bueno, hay lágrimas sinceras y otras de cocodrilo.

      Una cosa es dejar que la emoción surja y se llore todo lo que se tenga que llorar… y otra, quedarse en la queja y en el usar a los demás para el propio beneficio mediante el chantaje emocional….

      Creo que es fácil de discernir un llanto del otro… ante el primero , el sano, el necesario, si hay que estar. Ante el otro.. el de la manipulación, el lloriqueo que te mira con carita de cordero degollado… ante ese no hay que ceder, porque no es verdadero, sino una pose.

  15. Porque siento que el 75 porciento de los casos chantajean con sus lagrimas. Piden perdon y porque lloran ellas son las vicitmas . Y si tu no lloras en un velorio, es porque eres insensible.
    Total lloran todo el tiempo y hay que entenderlas .
    Si estan casadas por divorciarse, y si se divorcian porque ya no estan casadas

    Llorar llorar y llorar es la triste moda,
    Propongo menos llanto, tal vez eso nos lleve a bajar el indice tan alto de depresion
    Y en vez de dejarlos llorar que reflexionen y se enfrenten a las consecuencias de sus actos

  16. Siempre fui terriblemente dura para llorar, justamente por que no me agrada que intenten consolarme, pues generalmente y seguro con toda buena intención intentan querer hacerte sentir lo que en ese momento no puedes. A su vez también cuando yo veo a alguién llorar nunca intento consolarlo sólo me limito a escuchar y quizás si la perspna lo permite lo abrace, pero no más de eso. Durante este año en el mes de abril perdí a mí padre y hace quince dias a mí madre, cuando falleció papá no pude derramar una lágrima ante nadie, no me lo permití,lloraba a solas cuando me acostaba o levantaba y luego durante el día era como si nada hubiera pasado, así nadie podía darme ningún consejo, ahora cuando falleció mamá no pude evitar que saliera todo lo que sentía dentro mío, fue algo que impactó bastante a los que me conocen pues nunca me habían visto llorando, así que decidí encerrarme durante la primer semana en la habitación y llorar y llorar cada vez que tenía ganas pero a solas, hasta que una querida amiga de esas hermanas de la vida que se eligen, me mando por facebook un mensaje en el que decía esconderte y no pedir ayuda , no te hace ver más fuerte, no se como hacer para ayudar a alguién que sufre y quiero, sólo puedo ofrecerte, estar aquí, para lo que me necesites , puedo estar aquí callada sólo escuchándote si quieres hablar y también puedo estar aquí para escuchar tú silencio si asi lo quieres, leer eso fue tan liberador para mí, que me ayudó a salir de la habitación y a poder compartir el dolor que siento,, por que sé que cuento al menos con una persona que no va a intentar hacerme sentir mejor cuando no puedo,, que puedo llorar tranquilamente en compañía y que me mima porque me prepara cosas ricas para que coma y me saca a desayunar por las mañanas. Lo valioso realmente valioso es que sin intentar con palabras o consuelo está cambiando como me siento durante los dias..
    Así que más que de acuerdo con tú publicación

    • Que más se puede añadir Nilda…. pues que te agradezco tu visita y que es una experiencia conmovedora la que has relatado en tu comentario. Si esta entrada de Blog te ayudó un poco también a conocerte y liberarte de parte del sufrimiento extra (diferente al dolor lógico y natural del duelo) pues me alegro infinito.

      Esa amiga tuya te comprende realmente (ella vale sin duda su peso en oro), entiente tu situación y sabe ayudarte, quizás tuvo una experiencia similar. A veces al padecer este dolor aprendemos a ayudar realmente a los que pasan por lo que hemos pasado; a sentir realmente empatía por los que nos rodean y a COMPRENDERLES (con mayúsculas) tanto cuando quieren estar solos como cuando necesitan compañía.

      Pienso que cuando queremos llorar a solas, muchas veces no se trata tanto de que sintamos vergüenza por mostrarnos así ante los demás (o por no querer incomodarlos) como el sentir realmente que esas personas que nos vean llorar no van a saber lo que necesitamos en esos momentos; es duro, y más en casos como el tuyo, sentir que los demás no te comprendan y no te dejen sentir como te sientes. A veces, con la mejor de las intenciones sin duda, algunas personas incluso intentan sacarte a tirones (sin respetar tu ritmo de curación) de etapas que sin duda has de transitar y vivir para elaborar sanamente ese duelo.

      Hace casi un año leí “El camino de las lágrimas” de Jorge Bucay, es un libro muy interesante, altamente recomendable y ha ayudado a mucha gente en tu situación a poder recorrer las etapas de un duelo de una forma más natural y sana. Cuando me leí ese libro extraje lo que más me interesó en 2 entradas de blog:

      La pérdida y el duelo – Parte 1
      La pérdida y el duelo – Parte 2 (Recomendaciones para vivir el duelo)

      Espero que te sea de ayuda.

      Un beso!


      “Ignora los intentos de algunas personas de decirte cómo tienes que sentirte y por cuanto tiempo; NO TODOS comprenden lo que TÚ estás viviendo. Ten paciencia y no te preocupes de complacerlos. Apártate mas bien un poco gentilmente y busca a quienes puedan permitirte “estar mal” o desahogarte sin miedo cuando lo sientes así.”
      JORGE BUCAY (El camino de las lágrimas).

      “…ahora sé que en realidad no podía cambiar hasta encontrar a alguien que me quisiera, independientemente de que cambiara o dejara de cambiar.” ANTHONY de MELLO.(Cuento: Dejar ser)

      • Agradezco mucho tú respuesta y si me ayudó lo que he leído, tanto que me llevó a contar mi experiencia para que otros que lo necesiten si les sirve la puedan tomar, conozco el libro de Bucay, lo leí hace muchos años, simplemente por que me interesaba el tema, luego no sabía como llegar a una compañera de trabajo que estaba sufriendo una situación similar y se lo presté , bueno no me lo devolvió, un tiempo antes que ocurriera lo de mamá lo busque y por lo menos en las librerias que recorrí me dijeron estaba agotado, de todas formas basicamente me quedaron de esa lectura conceptos tales como el permitirme sentir lo que siento, los pasos por los que voy a ir atravesando, la negación, el enojo, el extrañar, la tristeza y lo que me falta reforzar que por eso buscaba el libro es el tema de no quedarme estancada en alguna de ellas.
        gracias!!!!!!!

  17. Me ha gustado mucho el articulo,yo tb soy de las personas a las q no les gusta q la vean llorar(aunq voy cambiando eso) y como dice veligallegos…con un abrazo me basta,para nada necesito palabras de consuelo ya q a menudo,yo misma sé mejor lo q decirme para consolarme q los demás.

  18. A mí nunca me ha gustado que me vean llorar, y hasta hace algún tiempo hacía lo posible por evitar que me vieran. Mis pensamientos eran “no quiero que sepan que soy débil”.
    Hace algunos años tuve un accidente de coche, a partir de ahí, y siempre de manera inconsciente, he ido cambiando esa actitud. Ahora no es que llore contínuamente, pero si se me saltan las lágrimas,y hay alguien conmigo, dejo que salgan.

  19. Como siempre, muy interesante y útil tu artículo. Es verdad, cuando vemos a alguien llorar nos incomodamos y no sabemos qué hacer. Lo curioso es que la mayoría coincidimos en que cuando lloramos necesitamos que alguien simplemente nos abrace.

¿Y bien? ¿qué opinas? ...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s